79-89. El San Pablo Inmobiliaria sobrevive al partido trampa de A Raña

  • Los burgaleses fueron de menos a más y mostraron, por momentos, su mejor cara para llevarse una victoria tan necesaria como trascendental
  • Andrés Miso sufrió una luxación en un dedo de la mano durante el tercer cuarto y no pudo seguir ayudando a su equipo

Se acabó. El San Pablo Inmobiliaria cierra su racha de dos derrotas consecutivas –Melilla y Coruña-, con una importante y sufrida victoria ante el Marín Peixegalego, que no demostró ser el colista de la clasificación y puso las cosas muy difíciles a los burgaleses.

El técnico burgalés Diego Epifanio ‘Epi’ ya advirtió en la previa que Marín había sido el equipo que en más aprietos había metido a sus hombres. Quizá por eso, el San Pablo Inmobiliaria afrontó el partido con la concentración necesaria para no caer en el exceso de confianza. Si bien, los gallegos llegaron a ponerse con una destacada ventaja, en un primer cuarto en el que los visitantes estuvieron inoperantes (18-5).

La reacción burgalesa, aunque se hizo esperar, lo hizo con contundencia y regularidad, dando la vuelta al partido en el segundo cuarto (30-32), y construyendo el juego que, a la postre les serviría para doblegar a un aguerrido Marín. Lo peor para los gallegos llegó en el tercer cuarto con la luxación de un dedo de la mano de Andrés Miso, que tuvo que retirarse definitivamente del partido. De esta manera, el San Pablo Inmobiliaria sigue siendo aspirante a todo y prolonga la crisis de resultados del Marín Peixegalego, que seguirá, una jornada más, como colista de la LEB Oro.

Horrible inicio de partido del San Pablo Inmobiliaria, que se sentó muy pero que muy incómodo desde el segundo uno que pisó A Raña. Los azules no sabían cómo encarar la pintura del Marín Peixegalego y los gallegos, aunque no estaban aprovechando, todo lo que podrían, las dudas de su rival, consiguieron poner un 9-0 de inicio, que fue respondido desde el banquillo de Diego Epifanio ‘Epi’, con un tiempo muerto. De poco o nada sirvió. El San Pablo Inmobiliaria siguió mostrando dudas y llegó a encajar un marcador de 18-5, que supuso la máxima diferencia del partido. Los burgaleses habían tocado fondo y su juego solo podía ir a mejor. Así, el primer cuarto se cerró con marcador de 23-13.

Sin embargo, el tiempo de instrucciones entre el primer y segundo cuarto sí fue aprovechado por los visitantes, que salieron con una versión muy diferente y marcaron serias diferencias en el juego, llegando a materializar un parcial de 7-19, que se llevó por delante toda la ventaja del Marín Peixegalego. De hecho, los burgaleses se pusieron por delante en el marcador por primera vez en lo que iba de partido (30-32). Sin embargo, la reacción de los locales, aunque se hizo esperar, llegó y contrarrestó el efecto de la remontada, llegando a cerrar el segundo cuarto un punto por delante de su rival (38-37).

Tras el paso por vestuarios, el San Pablo Inmobiliaria recuperó las mejores sensaciones del segundo periodo y arrancaron con un parcial de 3-9, que sirvió para que los hombres de Diego Epifanio ‘Epi’ volviesen a tomar el mando del partido 41-46. Una vez más, Marín reaccionó, impulsado por un Javier Múgica en estado de gracia, que llegó a clavar su sexto triple de siete intentos y puso a su equipo por delante en el marcador (53-51). Sin embargo, los destellos gallegos eran fugaces y el mejor estado de forma del San Pablo Inmobiliaria se impuso antes de que sonase la bocina del final del tercer cuarto (56-59).

Tanto trabajo puso el San Pablo Inmobiliaria sobre la mesa en los tres primeros cuartos, que hizo que no quisiese tirarlo por la borda en diez minutos. Los hombres de ‘Epi’ se pudieron manos a la obra y marcaron una diferencia que empezaba a ser sensible (60-67). Javier Llorente, técnico local pidió dos tiempos muertos en un escaso intervalo de tiempo, dada la preocupante situación para su equipo (62-73). Este segundo parón sirvió para que los gallegos marcasen un parcial de 5-0. ‘Epi’ hizo lo propio y consiguió inspirar a sus hombres, que respondieron negando a los gallegos la posibilidad de discutir el ganador del partido (69-81). Aún con todo, la presión del Marín Peixegalego y la conversión en puntos de tiros rápidos trató de poner un poco de picante más al partido (77-85). Pero el cuadro burgalés, que ha aprendido de situaciones similares, cerró el partido con suficiencia (79-89).

La próxima jornada se celebrará el próximo viernes 10 de marzo, a las 21.00 horas, en el Polideportivo Municipal El Plantío, ante el Palma Air Europa.

Ficha técnica

79 – Marín Peixegalego: Marc Bauza (2), Manuel Ferreiro (2), Jason Cain (4), Gregorio Adon (-), Javier Múgica (25), Albert Homs (-), Andrés Miso (8), Timothy Derksen (20) y Jorge Romero (5).

 89 – San Pablo Inmobiliaria: Brandon Brine (2), Aegir Steinarsson (2), Mo Soluade (10), Álex Barrera (16), Javi Vega (10), Jorge García (9), Edu Martínez (3), Goran Huskic (20), Filip Toncinic (12) y Álex López (5).

Cuartos: 23-13; 15-24; 18-22; 23-30.

Árbitros: Pagán Baro y Baena Arroyo.

Incidencias: Partido correspondiente a la vigésimo sexta jornada de la LEB Oro, disputado en el Polideportivo de A Raña.

No Replies to "79-89. El San Pablo Inmobiliaria sobrevive al partido trampa de A Raña"